6. Evalúa resultados 6. Evalúa resultados

Ahora se trata de obtener una panorámica de lo aprendido y de cómo has mejorado en tus competencias emprendedoras. ¿Estás satisfecho o insatisfecho?

Satisfecho Satisfecho

La satisfacción ante los resultados es fruto de una evaluación que comprende, no sólo, el grado de consecución y desarrollo de los objetivos y actuaciones implementadas, sino también, otros aspectos de igual importancia

 

como son:

  • Las relaciones implicadas y el clima emocional.

  • Las variables esfuerzo/resultados.

  • La extensión del proyecto e implicación de los diferentes sectores y del entorno.

  • La rentabilidad personal de cara a la posible continuidad (vivencias, conflictos, intereses, motivaciones, desarrollo profesional).

Si te sientes satisfecho, descríbelo.

Recursos compartidos Recursos compartidos

Atrás

3. El proyecto

Antes del 30 de septiembre cumplimenta la solicitud en Séneca.

En este curso 2020-2021 puedes adjuntar el proyecto hasta el 31 de octubre. En septiembre solo has de completar el primer paso: Análisis de la realidad.

Para ayudarte a elaborar el proyecto, cuentas con los siguientes documentos:

Para empezar a montar el proyecto e implicar a tu alumnado, te proponemos estas dos actividades:

Si tienes dudas, escríbenos.


Insatisfecho Insatisfecho

La sensación de insatisfacción en la fase de evaluación final tiene mucho que ver con un estado en el que pueden concatenarse

 

distintas posibilidades:

  • El agotamiento experimentado por la coordinación ante la situación de "tirar del carro".

  • La indefensión experimentada por el equipo ante "el sentirse como islas" dentro del propio centro.

  • Las marcadas diferencias entre los miembros del equipo ante la asunción de tareas y responsabilidades.

  • La falta de empuje por parte de la dirección de los centros.

Si el proyecto no te satisface, cambia.

Actividad: Actividad:

El que tiene boca se equivoca

Descripción:

Repasa tu proyecto. Piensa en sus debilidades y los aspectos que han fracasado. Trabaja la resiliencia y piensa que el fracaso forma parte del  aprendizaje y que nos va a servir para mejorar nuestras actuaciones futuras.

En primer lugar:

Analiza qué ha fallado. Cuáles son las causas responsables. Piensa si algún aspecto de vuestro proyecto ha estado mal cimentado. ¿Habéis realizado un cronograma realista? ¿Han estado bien distribuidas las tareas? ¿Ha fallado el tema del profesorado, del alumnado, del entorno? ¿Ha sido por algún tema económico? Pensad juntos dónde ha podido estar el error para poder subsanarlo en la próxima convocatoria. Echadle un vistazo al artículo adjunto.

Después:

Redactad vuestras respuestas y sus posibles soluciones. Pensad que aunque el hombre sea el único animal que tropieza dos veces en la misma piedra, si podemos evitarlo, nos irá mucho mejor.

Finalmente:

Pensad en nuevas actuaciones partiendo del análisis de vuestro fracaso. Esta experiencia os ha servido para conoceros, saber cómo funciona el engranaje y la realidad en la que estáis. Trazad un nuevo plan que se adapte al contexto y sed conscientes de que no se le pueden pedir peras al olmo, pero quizás otras cosas que no sean peras si que podemos conseguir. Ánimo y a remangarse.  Seguro que ahora lo hacéis mejor.

Enlaces:

https://www.sage.com/es-es/blog/equivocarse-es-de-sabios-y-de-lideres/?utm_source=facebook.com&utm_medium=social&utm_campaign=PYM_ADS#